Buenos hábitos energéticos

Los aparatos de climatización son en parte responsables de las altas facturas energéticas a las que deben hacer frente los hogares españoles. Durante el invierno la calefacción y en verano el aire acondicionado hacen que la factura energética no deje de subir.

Sin embargo ahorrar no es imposible si se adoptan una serie de buenos hábitos energéticos. Para empezar es recomendable leer los manuales de instrucciones de los electrodomésticos, hoy en día tanto calderas como aires acondicionados suelen contar con programas economizadores que es interesante aprender a utilizar.

Otro buen hábito es comprobar con periodicidad el funcionamiento de las instalaciones y elaborar un calendario de revisiones y mantenimientos. De esta forma nos aseguramos que los filtros del aire acondicionado están limpios, que la caldera funciona en óptimas condiciones o de que no hay aire en nuestros radiadores.

Hacer un mantenimiento preventivo y conocer bien nuestros dispositivos de climatización es una de las mejores formas para ahorrar tanto en verano como en invierno.

Buenos hábitos energéticos
puntúa

Esta entrada fue publicada en Noticias por Calderas Gas. Guarda el enlace.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*